Si el sol dejara de brillar


A la gran mayoría de las personas nos fascinan los eclipses, y más si se trata del sol, este fenómeno acapara nuestra atención al punto de que cuando sucede alguno, todos los medios de comunicación cubren el espectáculo. Gracias a Dios este evento ocurre por solo unos minutos y en algunos lugares determinados del planeta, pues si el sol dejara de brillar por mucho tiempo en todo el globo, la tierra se congelaría, las plantas se marchitarían y la muerte se apoderaría de todo ser vivo.

Si bien esto no ocurre a tu alrededor, puede estar sucediendo en tu interior, y como dice el título de una vieja canción, muchos están viviendo un eclipse total de corazón. Las tinieblas han cubierto el interior de las personas y las pruebas dan testimonio de ello. El amor se ha enfriado, los frutos del buen ejemplo y comportamiento se han marchitado y la muerte hoy es tapa en todos los diarios. Jesús dijo:

“Yo soy la luz del mundo; el que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida.”

S. Juan 8:12

Muchos viven en las tinieblas de la ignorancia, extraviados totalmente de la verdad, ignorantes de Dios y de su evangelio. Pueden tener un conocimiento teórico, o quizás practicar alguna ceremonia externa, pero desconocen por completo el mensaje y el poder de las buenas nuevas en Cristo Jesús. Otros caminan en la oscuridad del error, creyendo ser sabios se volvieron necios, y cambiaron la gloria del Dios incorruptible por una imagen en forma de hombre corruptible, adorando a cosas hechas de oro, de plata, de bronce, de piedra o de madera. Están los que habitan en las penumbras del miedo y del pánico supersticioso, pues el corazón que no conoce a Dios nunca encuentra la paz. Y que hablar de los que la noche de la aflicción ha cubierto sus almas, y no encuentran consuelo. Pero Jesús es la luz del mundo, él es el Sol que nunca dejará de brillar, y hoy te dice: Sígueme y no andarás en tinieblas, sino que tendrás la luz de la vida. No te quedes en ese lugar de oscuridad, camina, y muévete que Dios te está llamando. Una mirada de fe te brindará un perfecto perdón, abundante paz, y vida eterna.

“El pueblo asentado en tinieblas vio gran luz: Y a los asentados en región y sombra de muerte, luz les resplandeció.”

S. Mateo 4:16

@VictorDoroschuk - @SembrarValores - @VidayPazOrg

#Fe #Jesucristo #vida

MINISTERIO VIDA Y PAZ

Olascoaga 600, San Rafael (C.P. 5600) - Mendoza - Argentina.

Tel.: (+54) 0260 - 4430551 / 4436036

Horarios de oficinas: Lunes a viernes 8:30 - 13:00 hs. / 16:30 a 20:30 hs.

  • Facebook - Círculo Negro
  • Twitter - Círculo Negro
  • Instagram - Negro Círculo
  • YouTube - Círculo Negro